Free Porn
1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet وان ایکس بت 1xbet 1xbet

«’Yakuza’, regreso al Japón de las katanas», por Jacobo García Ochoa

on

Yakuza (1974) es la historia de Harry Kilmer, un militar retirado que se ve en el deber de regresar a Japón para cumplir con un cometido: recuperar a una chica que ha sido raptada por la mafia. Junto a él, el espectador buceará en todo un mundo antiguo que aún pervive, el de los yakuzas y sus ancestrales códigos.

Harry Kilmer, un estadounidense veterano de la II Guerra Mundial, se ve obligado a viajar a Tokio para recuperar a la hija de un amigo que ha sido secuestrada por la Yakuza, la mafia japonesa. Es 1974 y el país del sol naciente ya no es la suma de ruinas que recordaba Kilmer: todo ha cambiado. Pero bajo la superficie…, aún pervive el Japón medieval, el de las katanas.

Kilmer, caracterizado por Robert Mitchum, regresa a un pasado que ya creía perdido: el del Japón que abandonó cuando terminó la ocupación norteamericana del archipiélago. Allí dejó el amor de una mujer, Eiko, una nativa a la que había salvado. Y ahora, más de veinte años después, retorna a su lado, pero con otro propósito. Ella es hermana de Tanaka Ken, un antiguo miembro de la Yakuza. Kilmer espera que Ken le ayude a rescatar a la joven que ha sido raptada. A partir de ahí, la acción se sucederá frenéticamente conduciendo al espectador por un mundo vertiginoso.

La película de Sydney Pollack es imprevisible. Nos hace transitar por terrenos desconocidos y el espectador se encuentra desorientado por la magnitud de las sorpresas a las que se ve sometido. Nadie es quien parece ser. Cada personaje guarda un secreto que poco a poco se nos va revelando. Gracias a esto, la historia se mueve con soltura: está viva. Por ello resulta tan fascinante.

El cine puede servir para mucho: desde hacer denuncia social hasta construir belleza. En este caso, lo que hace Yakuza es transmitir valores. La lealtad, la amistad, el deber de devolver un favor (el giri japonés), el agradecimiento, la honestidad, el perdón… La película nos muestra a las claras una sociedad en la que se siguen desenvainando katanas, pero en la que perviven indisolubles unos sentidos claros del honor y de la responsabilidad. La lucha, el dolor y la muerte son aceptados como algo natural a la hora de cumplir con la obligación y con la fidelidad al compañero y a la palabra dada.

Bob Mitchum hace sin duda uno de sus mejores papeles interpretando a Harry Kilmer, un hombre de cuerpo y corazón fatigados por los años. Vulnerable en las partes intimistas de la película, y exhausto en las de acción. Parece que los recuerdos le pesan tanto que no es capaz de esbozar siquiera una sonrisa. Esto es algo que al final de su carrera Mitchum supo personificar perfectamente, logrando llenar la pantalla con su presencia y con ese andar tan melancólico que siempre le ha caracterizado. Junto a Adiós, muñeca (Dirk Richards, 1975), esta es una de sus mejores obras de madurez. No obstante, en Yakuza, Mitchum nos habla con una voz mucho más humana.

Yakuza es sublime por la trama, por lo exquisitamente construido que está el guion. Pero a la misma altura está la calidad artística del film. Las escenas de lucha son vehiculadas con excelentes movimientos de cámara con los que nos metemos dentro del combate. Además, se logra dotar de enorme intensidad narrativa a los momentos clave, especialmente en la última parte de la película, al crear un grado de tensión tan elevado que involucra personalmente al espectador. Por todo ello y más, podemos decir que verdaderamente, como afirma Carlos Boyero, estamos ante una obra maestra.

En Yakuza encontramos todo lo que podríamos esperar del cine. Una película con una acción trepidante que nos mantiene con el corazón en un puño y que tiene una bella intrahistoria de amor. Un filme rodado con delicadeza, donde todo plano y secuencia tiene su por qué, dejando traslucir los sentimientos de los personajes de forma nítida. Una obra que nos transporta a lugares exóticos y que nos acerca a un modo de ver la vida diferente, una vida con valores. Al fin, una auténtica joya del séptimo arte.

FICHA TÉCNICA

Título: Yakuza

Dirección: Sydney Pollack

Actores principales: Robert MitchumKen TakakuraBrian KeithHerb EdelmanRichard JordanKeiko KishiEiji Okada

Duración: 113 minutos

País de producción: Estados Unidos

.

Autor: Jacobo García Ochoa

Editora: Lucía Sáez

Redactora jefe: Alexia Pavón

Coordinador: Víctor Lope Salvador

Comparte
Etiquetas

Últimas publicaciones

Mas como esto